tartadequesosinhorno.com

Recetas paso a paso

Tarta de queso mascarpone y yogur sin horno

Este postre de tarta de queso mascarpone y yogur sin hornear resulta increíblemente cremoso y delicioso. Gracias a su fácil preparación, en solo unos minutos tendrás listo un postre perfecto para sorprender a tus invitados.

¿Por qué te encantará esta receta?

  • Un toque de frescura - Olvídate de los postres pesados, esta tarta de queso mascarpone y yogur es la delicia refrescante que cambiará tus meriendas de verano.
  • Textura celestial - La combinación de mascarpone y yogur crea una textura suave y cremosa que se disuelve en tu boca, ofreciendo una experiencia gastronómica única.
  • La sencillez hecha postre - Sin complicaciones de horno, esta receta es tan fácil que te sorprenderás de lo rápido que puedes disfrutar de un postre de cinco estrellas.

Ingredientes necesarios

Para preparar esta deliciosa y refrescante tarta de queso mascarpone y yogur sin horno, necesitarás reunir los siguientes ingredientes. ¡No te preocupes si no tienes alguno a mano, te daremos alternativas!

  • Mascarpone - este queso italiano cremoso y suave es la base de nuestra tarta. Si no encuentras mascarpone, puedes usar queso crema, aunque el sabor será ligeramente diferente.
  • Yogur natural - busca un yogur sin azúcar ni aromas, ya que queremos conservar el sabor natural y fresco. El yogur griego también puede servir, pero ten en cuenta que será más espeso.
  • Galletas - para la base crujiente, puedes usar galletas tipo María, digestive o incluso galletas de avena. ¡Elige tus favoritas!
  • Mantequilla - derretida, ayudará a compactar la base de galletas y le dará un toque de sabor irresistible.
  • Azúcar glass - endulzará tanto la base como el relleno, pero si lo prefieres, puedes usar azúcar moreno o edulcorante.
  • Vainilla - un toque de vainilla potenciará el sabor dulce de la tarta. Si no tienes vainilla en polvo, puedes usar una vaina de vainilla o incluso extracto de vainilla.
  • Gelatina en polvo - necesaria para que el relleno cuaje y la tarta se mantenga en su forma. Si prefieres evitar la gelatina, puedes usar agar-agar como alternativa vegetal.
Tarta de queso mascarpone y yogur sin horno

Preparación de la base de galletas

¡Vamos a empezar con la base de galletas, la base perfecta para nuestra tarta de queso mascarpone y yogur! Me encanta esta base porque le da un toque crujiente y delicioso a la tarta. Además, es muy fácil de preparar.

Primero, tritura las galletas hasta obtener un polvo fino. Puedes usar un procesador de alimentos o simplemente meterlas en una bolsa y aplastarlas con un rodillo. Personalmente, prefiero usar galletas María, pero si quieres probar algo diferente, ¡adelante!

Una vez que tengas las galletas trituradas, mézclalas con la mantequilla derretida. Esto ayudará a que las galletas se compacten y formen una base sólida. Asegúrate de mezclar bien para que todas las galletas estén cubiertas con mantequilla.

A continuación, presiona la mezcla de galletas en el fondo de un molde desmontable. Yo uso uno de 20 cm de diámetro, pero puedes usar el que tengas a mano. Una vez que tengas la base formada, refrigérala durante al menos 30 minutos para que se endurezca.

¡Y ya está! Tu base de galletas está lista para recibir el delicioso relleno de mascarpone y yogur.

Preparación del relleno de mascarpone y yogur

¡Vamos a por el relleno, la parte más importante de nuestra tarta! Esta deliciosa combinación de mascarpone y yogur es lo que hace que esta tarta sin horno sea increíblemente cremosa y deliciosa.

El mascarpone es una crema de queso italiano muy rica y suave, mientras que el yogur aporta una acidez refrescante que equilibra la dulzura de la tarta. Además, el yogur también hace que el relleno sea más ligero y saludable.

Tarta de queso mascarpone y yogur sin horno

Para preparar el relleno, solo tienes que mezclar los ingredientes hasta obtener una crema homogénea. No te preocupes si se forman algunas burbujas, simplemente asegúrate de mezclar bien todos los ingredientes.

Una vez que tengas la crema lista, vierte sobre la base de galletas y alísala con una espátula para que quede bien distribuida y lisa.

Receta

Tarta de queso mascarpone y yogur sin horno

Tiempo de preparación: 30 minutos + 2 horas de refrigeración

Una tarta cremosa y refrescante perfecta para los días de verano o cuando no quieres encender el horno.

Ingredientes

  • 250 g de galletas (tipo María, digestive o avena)
  • 100 g de mantequilla sin sal derretida
  • 50 g de azúcar glass
  • 250 g de mascarpone
  • 250 g de yogur natural sin azúcar ni aromas
  • 100 g de azúcar glass adicional
  • 1 cucharadita de vainilla en polvo
  • 10 g de gelatina en polvo (o agar-agar como alternativa vegetal)
  • 50 ml de agua fría

Instrucciones paso a paso

  • Tritura las galletas en un procesador de alimentos o en una bolsa con un rodillo hasta obtener un polvo fino. Mezcla las galletas trituradas con la mantequilla derretida y el azúcar glass. Presiona esta mezcla en el fondo de un molde desmontable de 20 cm de diámetro y refrigera durante 30 minutos.
  • En un bol grande, mezcla el mascarpone, el yogur, el azúcar glass y la vainilla hasta que quede una crema suave y homogénea. En un tazón pequeño, disuelve la gelatina en agua fría y déjala reposar durante 5 minutos. Calienta la mezcla de gelatina en el microondas durante 10-15 segundos o hasta que se disuelva completamente.
  • Agrega la gelatina disuelta a la mezcla de mascarpone y yogur, mezclando suavemente hasta que esté bien incorporada. Vierte esta mezcla sobre la base de galletas y alisa la superficie con una espátula.
  • Refrigera la tarta durante al menos 2 horas o hasta que esté firme. Desmolda la tarta con cuidado y decórala con frutas frescas, mermelada o caramelo, si lo deseas.